Por Javier Granda Revilla.

¿Hasta qué punto consideramos fundamental la seguridad alimentaria? Apenas la mitad de los españoles sabe que hay una normativa en este sentido, según datos de la iniciativa europea #EUchoosesafefood (la Unión Europea elige comida alimentos seguros) que impulsa la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA en sus siglas en inglés).

La farmacéutica y divulgadora científica Marián García –conocida como Boticaria García– es una de los portavoces de la campaña informativa “que intenta explicar a la población algunos mitos sobre los aditivos como los edulcorantes o los colorantes”. “Son mitos que están muy arraigados y hay que precisar que los aditivos, en las concentraciones en las que están aprobadas en la Unión Europea –que son las que llevan los productos que compramos en el supermercado– son seguros, porque se han evaluado antes de autorizar su uso”, recalca.

Otro aspecto muy importante que subraya es que las personas entiendan “que hay determinadas normas de higiene alimentaria que no deben olvidarse, como lavarse las manos. Nos hemos dado cuenta de su importancia durante la pandemia y es algo fundamental, tanto personal como con los alimentos, para prevenir así enfermedades como la salmonela o la listeria. En principio no les damos mucha importancia, porque pensamos que no van a ir más allá de una simple diarrea, pero en ocasiones pueden llegar a causar la muerte, especialmente en personas de riesgo como las personas mayores o las mujeres embarazadas”.

Los aditivos, en las concentraciones en las que están aprobadas en la Unión Europea, son seguros

También considera clave incidir en los alérgenos. “Hay mucho miedo con los alérgenos, especialmente cuando a nuestros hijos les diagnostican una alergia o una intolerancia. Debemos saber que determinados alérgenos son de declaración obligatoria, por lo que hay que enseñar a la gente cómo identificar en el etiquetado dónde aparecen reflejados esos alérgenos a los que tiene que prestar atención”, explica.

El número de problemas asociados a os alimentos y las bebidas se ha reducido de manera sustancial en las últimas décadas. Boticaria García lo achaca a que, por un lado, han mejorado los procesos en la industria alimentaria. “Los alimentos que llegan ahora al mercado o al supermercado son más seguros que los de hace 30 años porque los controles que se han establecido, junto con la normativa, son más estrictos”.  Y, además, se cumplen, porque hay toda una red de inspecciones periódicas en toda la cadena y los procesos son más seguros.

Como ejemplo, cita los controles de la Unión Europea que se realizan en la producción primaria para que sustancias como los medicamentos de uso veterinario no lleguen al producto final. Para ello se realizan controles tanto de su uso como períodos de carencia.

El esfuerzo en trazabilidad también debe destacarse de manera que, en caso de que se produzca una alerta alimentaria, esta es detectada en origen o en cualquier parte del proceso de manera inmediata y permite acciones específicas en toda la cadena alimentaria para que retire el lote o lotes afectados. “Debe valorarse que la Unión Europea sea uno de los lugares más seguros a este respecto”, recuerda.   

Recetas saludables, fáciles y baratas

Otra de sus actividades recientes ha sido la presentación, en colaboración con el Ministerio de Consumo, de un recetario con alimentos saludables y rápidos, baratos y fáciles de preparar. “Comencé a trabajar en esta idea, pensé que lo más complicado sería que fueran 40 recetas baratas, me pareció un reto. Y quise que, además, fueran divulgativas, con mensajes de seguridad alimentaria o sobre etiquetado nutricional. Al final, el 90% de las recetas cuestan menos de dos euros y todas están hechas en función del denominado ‘plato de Harvard’, con alimentos dentro de esta guía y algunos procesados saludables, como las legumbres de bote o conservas. Y se pueden hacer en menos de diez o incluso de cinco minutos”. El plato de Harvard se utiliza mayoritariamente en Estados Unidos y Latinoamérica.

“Es una iniciativa que está teniendo muy buena acogida, con muchas menciones en redes con el hashtag #recetas1euro y fotos de los platos y esa la mayor satisfacción que puedo tener”, concluye.

 

Marián ‘Boticaria’ García es Doctora en Farmacia por la Universidad Complutense de Madrid, graduada en Nutrición Humana y Dietética y en Óptica y Optometría. Tras una intensa etapa de 12 años como farmacéutica rural, actualmente se dedica de manera profesional a la divulgación sanitaria, compaginando diversas colaboraciones en radio, prensa y televisión con la docencia en el Grado de Nutrición de la Universidad Isabel I. Es autora de tres libros y académica en la Academia de Farmacia de Santa María de España de Murcia.

Javier Granda Revilla es periodista freelance especializado en salud con más de 20 años de experiencia. Colabora con El Mundo, Diario Médico, Telemadrid y La Razón, entre otros medios. Es vocal de la Junta Directiva de la Asociación Nacional de Informadores de Salud (ANIS), institución que agrupa a más de 600 comunicadores de salud, que le concedieron el Primer Premio a la Mejor Labor de Comunicación. Es, desde 2009, profesor de Comunicación Científica en el Máster ESAME de la Facultad de Farmacia de la Universidad de Barcelona. Acaba de ser premiado por la Sociedad Española de Hematología y Hemostasia por un reportaje publicado en Diario Médico.